Fashion

Inspiramais Inverno 2018

July 5, 2017

Inspiramais lleva ya 16 ediciones.

Es el resultado de la alianza entre Assintecal y Apex Brasil para ayudar a empresas brasileñas en nuevas iniciativas. En 5 años, del 2011 al 2016, las empresas aumentaron un 25% en exportaciones alcanzando un récord de $253,4 millones. Una iniciativa que une fuerzas del sector público y privado.

Walter Rodrigues es el genio expositor de Inspiramais. La industria brasilera de moda es afortunada de tener una persona tan dedicada al tema de investigación y desarrollo de tendencias acordes a una visión tan global, y al mismo tiempo, enriquecida por un tema local. Es conocido y respetado tanto por diseñadores, emprendedores y empresarios exportadores en general. Hace 15 años que trabaja en el tema de la moda en Brasil y es una suerte de gurú para el país y para Latinoamérica en general. Cree firmemente que la unión hace la fuerza y que el trabajo en conjunto de todos los eslabones de la cadena de producción es vital para que la industria crezca y se desarrolle.

De entre toda la información, tres ideas capturaron mi atención: (1) la pirámide de desenvolvimiento de productos, (2) la apropiación cultural y (3) el tema de la ligereza, la tendencia para el 2018 acorde a la investigación realizada por Rodrigues.

(1) Walter nos dio una visita guiada de Inspiramais y nos explicó la pirámide de desenvolvimiento de productos. 10%, 30% Y 60%. Es sencillo: el 10% es la punta de la pirámide, donde se generan las nuevas tendencias, las propuestas conceptuales de acuerdo a la investigación y lo más nuevo de lo nuevo. No lo consume la mayoría de la población, sólo los que están inmersos en el tema. Luego viene el 30%, donde la tendencia del 10% de la temporada anterior comienza a asentarse en un proceso de aceptación a un público más amplio. Ingresa a pasarelas, a pret a porter, a tiendas boutique. Finalmente está la base de la pirámide, el grueso del 60%, que es cuando la tendencia se masifica para el público en general. Normalmente esto ocurre al año (o dos años dependiendo del mercado), de cuando inicia en el 10%.

Es un poco como esta explicación de Miranda Priestly en Devil Wears Prada

(2) Apropiación cultural. Un tema delicado y muy discutido últimamente en el mundo de la moda y las redes sociales. No paramos de ver críticas a celebrities como las Kardashian utilizando corn braids e imponiéndolo como algo trendy cuando es un peinado que ha sido usado siempre por la comunidad afroamericana. O diseñadores como Isabel Marant, quien fue denunciada en el 2015 por una comunidad indígena mexicana que la acusaba de plagiar sus diseños tradicionales sin otorgarles ningún tipo de crédito.

Walter expuso el tema de apropiación cultural desde la óptica de Brasil, donde un estudio reveló que poco más del 50% de la población tiene raíces africanas, y que es imposible que la moda no se inspire en referencias previas. Y no sólo de comunidades indígenas o cultura popular.

Como dice en la diapositiva bajo estas líneas: “La apropiación muchas veces está relacionada a íconos que referencian un deseo de consumo o encantamiento, haciendo que marcas y diseñadores adapten estos símbolos o elementos culturales en sus productos, subvertiendo modos de uso, lenguaje y significados”. 

Entonces, es malo? Pues no. Rodrigues apuntó que es un proceso orgánico de la moda (acá nadie inventa la pólvora) pero tiene que darse con el respeto, reconocimiento y cariño debido a la fuente de origen. En su presentación citó muchas referencias de la cultura popular brasilera, y cómo esta se ha fusionado con la modernidad de ciudades como Sao Paulo, dando como resultado el boom de moda, diseño y arquitectura que conocemos de Brazil.

(3) Levedad.

Walter determinó que el concepto que primará en las tendencias de Invierno 2018 será la levedad. Cómo llegó a esta conclusión? La explicación la dio en una conferencia de casi 2 horas, pero para hacerla corta: en base a este libro del sociólogo francés Gilles Lipovetsky, y al análisis de la sociedad digital y efímera en la que vive nuestra generación. Donde todo es automático, cada vez con un diseño más delgado y ligero, más rápido y etéreo. La levedad se hace presente en materiales, diseños y tecnologías de producción, y será el nuevo 10% del punto (1).

Inspiramais es un lujo de feria para los que busquen la información pura y dura sobre tendencias para las temporadas venideras. No se basan en gustos, en “esto me gusta” y “esto no”. Es el resultado de una investigación cultural, social y hasta me atrevería a decir política, de la industria brasilera.

Me he quedado sorprendida con la magnitud de la moda en Sao Paulo. La cultura de consumo local es tremendamente fuerte, y los fast fashion retails, a pesar que están presentes, encuentran fuertes competidores con el diseño local (sobretodo en materia de calzado). Me queda claro que Brasil va a la cabeza en tema de industria de moda en Latinoamérica, y como dijo Walter: “Es difícil, pero nos dimos cuenta que podemos lograr más unidos que separados”. 

Comments